3.01.2006

El festin: la implicación del artista


Después de la última clase, tras ver la película, me vino a la cabeza una pregunta que ya hacia tiempo se había disuelto entre otras preocupaciones, pero que todavía no he terminado de responderme.

Se habló, durante la última sesión, sobre la naturaleza del arte, de cómo afecta a las personas y de qué mueve al artista a crear.

Si entendemos el arte desde un punto de vista amplio, sin reducirlo a lo que llamaríamos las bellas artes, y aceptando que se puede hacer arte entre fogones, podemos llegar a la conclusión de que el arte radica en la intención o la actitud con que se afrontan las tareas que hacemos y la vida en general.

Yo soy de esta opinión, creo que un artista, es artista 24 horas al día, cuando duerme, cuando camina, cuando hace cualquier cosa, porque lo que diferencia a un artista del resto de personas es esa sensibilidad, innata o adquirida pero siempre cultivada, que le hace ver, sentir y entender la vida de una manera diferente.

Aquí esta la diferencia entre el artesano, que domina la técnica, y el artista.

Esta reflexión siempre me aparece periódicamente, y siempre me acaba abriendo nuevos interrogantes, por eso me he decidido a quitar el polvo a mi diario y rescatar algún texto que creo puede interesar a alguien.

Una definición de arte:

Según la Real Academia de la Lengua Española, el significado de la palabra arte es la virtud, disposición y habilidad para hacer algo. Esta es la primera acepción, pero también lo define como la manifestación de la actividad humana mediante la cual se expresa una visión personal y desinteresada que interpreta lo real o imaginado con recursos plásticos, lingüísticos o sonoros. En una tercera definición conjunto de preceptos y reglas necesarios para hacer bien algo.

Tenemos pues tres definiciones de arte que podríamos reducir a dos. Una seria entender el arte como el conjunto de reglas que se siguen para hacer bien algo, o bien es el talento o aptitud que se tiene para hacer bien las cosas. Esta definición nos habla de un arte útil, un conjunto de habilidades que nos sirven para crear objetos. La otra definición nos habla de la expresión individual, desinteresada, o sin objetivo práctico.

Estas definiciones creo son erróneas, ya que confunden arte con artesanía.

Este arte útil, resultado de una serie de habilidades técnicas, seria la artesanía, encaminada a proporcionar utilidad, comodidad, y aunque pueda tener cierta belleza plástica su sentido reside en su capacidad para crear objetos que respondan a una necesidades físicas.

Por otro lado el arte en sí, lo que se suele conocer como bellas artes, es la búsqueda de medios de expresión a través de la plástica, aunque su sentido, pese a lo que pueda parecer a priori, no es puramente estético, responde también a una necesidad, aunque es una necesidad diferente a la que satisface la artesanía. No se trata de crear objetos/herramientas que solucionen problemas físicos, sino objetos/herramientas que nacen de un sentimiento metafísico y persiguen problemas metafísicos, se trata de explicar lo inexplicable de la esencia del individuo, de la sociedad o de la naturaleza.

4 comentarios:

ramon casanova dijo...

Me ha parecido interesante la imagen que acompaña tu texto.
¿podrías referenciarla?

gracias.

charly dijo...

el arte es la necesidad, y no significa o significó lo mismo para oriente que para occidente, deberíamos sopesar y mirar más definiciones de arte y no quedarnos con las globalizadoras modas europeas.

Arnau dijo...

Para Ramon:
La imagen del blog es una pieza que hice cuando estudiaba ceràmica.

Para Charly:
También creo que deberiamos mirar más alla de nuestros prejuicios culturales, pero la definición de la RAE que recojo en el texto es solo la excusa para comenzar una reflexión

ramon casanova dijo...

la imágen me sigue pareciendo muy sugerente, y amplía las posibilidades de interpretación del tema propuesto.

Sobre teorías del arte, recomiendo encarecidamente la lectura de "el concepto del arte en el maestro Eckhart" en el libro:

COOMARASWAMY, A.K.:La transformación de la naturaleza en arte.
Ed.Kairós. Barcelona, 1997.

colgaré una cita...